SOBERANÍA DE NAVARRA by Nabartzale bilduma. Este es el correo para escritos, artículos, comentarios y sugerencias. Los artículos, escritos y comentarios deben estar debidamente firmados por su autor o autora en formato Word. Solo se publicaran aquellos escritos que estén realizados desde la independencia y soberanía de su autor o autora siguiendo los criterios editoriales de los miembros de NABARRAKO BURUJABETASUN-SOBERANÍA DE NAVARRA. nabartzale@gmail.com

2011/08/13

El ejemplo de Orreaga 778

El ejemplo de Orreaga 778
Iñigo Saldise Alda

Lo ocurrido aquel 15 de agosto del año 778, no solo fue un hito para la historia bélica mundial, sino que realmente es un día para recordar y del cual sentirse orgullosos todos los independentistas, estatalistas, soberanistas y legitimistas nabarros. Aquel día de verano tuvo lugar una batalla crucial para el devenir histórico-político de los vascones independientes o nabarros. Pocos días antes de tan importante batalla, el emperador franco Carlomagno había ordenado arrasar la ciudad de los nabarros-Iruñea-tras no poder rendir la plaza musulmana de Zaragoza. Este acto de castigo militar, fue llevado a cabo como medida de represión por la neutralidad intrínseca y natural de este Pueblo, el nabarro, apasionado de su libertad. Este hito mundial, que incontestablemente supuso la única derrota conocida del ejército más poderoso de Europa en esa época, significó la primera muestra de unidad vascona o nabarra ante una agresión militar extranjera, que tristemente pocas veces se ha vuelto alcanzar de nuevo a lo largo de nuestra historia política.

Paganos, cristianos y musulmanes vascones, no pusieron en tela de juicio el tener que unirse ante un enemigo común, los francos, el cual solo buscaba su total extermino o en su defecto, su colonización y esclavitud. Los nabarros, muy bien organizados, pues de lo contrario habría sido imposible alcanzar la victoria, se congregaron en las proximidades del paso natural de Astobizkar, próximo a Orreaga. Conocedores de la superioridad de la caballería carolingia, los vascones independientes sacaron un gran partido a su conocimiento del terreno y su superioridad en el manejo de las armas cortas, más ligeras que las armas que poseían los invasores, disponiendo y coordinaron la batalla de tal manera, que solo podía saldarse con el triunfo del bando nabarro.

Hoy en día, lamentablemente, la mayoría de los vasco(ne)s que queremos recuperar esa libertad arrebatada ilegalmente por la fuerza de las armas, tanto francesas como españolas, a lo largo de las sucesivas invasiones y ocupaciones militares de nuestro territorio que concluyeron con la fragmentación de nuestra Nación y Patria, al ser continuadas con una imperial labor colonizadora por parte de España y Francia, estamos muy lejos de alcanzar la unidad necesaria con la cual recuperar nuestra libertad.

No cabe duda que los independentistas, estatalistas, soberanistas y legitimistas que todavía no hemos sido aniquilados en este País por españoles y franceses, queremos rescatar la independencia que nos arrebataron los imperios de España y Francia, brusca e ilegítimamente. Es indudable que todos nosotros queremos que se nos vuelva a reconocer por nuestro término político, exclusivo y adecuado, pero para ello debemos tener bien claro que solo podrá ser posible con la plena recuperación de la soberanía de aquel Estado que crearon nuestros antepasados, los vascones libres e independientes, que ya fueron nombrados con nuestro apropiado término político de nabarros en el año 769, unos cuantos años de la creación de nuestro Estado.

Pero para lograr nuestro noble y leal objetivo, es imprescindible una unión de acción, pues tenemos la intención de alcanzar el mismo objetivo libertario. Para facilitar dicha unión contamos con herramientas más poderosas de las que poseyeron nuestros antepasados en el año 778. En primer lugar, contamos con la larga historia política de nuestro Estado, con el cual nuestros antepasados fueron libres, gracias al Derecho Pirenaico o Fuero nabarro, donde está especificado que las Leyes son anteriores a los reyes. Un Estado que indudablemente nos representó ante los demás Estados europeos, desde la independencia que otorga la soberanía. Todo ello a pesar de las continuas agresiones ilegales militares que sufrió nuestra Nación, nuestro País, hasta que finalmente un ejército francés, siguiendo el ilegítimo y militar ejemplo castellano-leonés primero y español después, entrara a sangre y fuego en lo que quedaba nuestro territorio soberano, disolviendo violentamente nuestras Cortes y Estados Generales en el año 1620.

A esta larga historia política, debemos sumarle un factor que debe ser determinante, nuestra ideología semejante cuando no idéntica. Eso sí, basada en el ejercicio de la independencia y no en la dependencia a aquellos Estados que únicamente nos quieren exterminar o en su defecto colonizar, esclavizar, mediante sus imposiciones militares, políticas, culturales y económicas, donde sus jueces asignan unas leyes-ad hoc-para nosotros, los vasco(ne)s de esta parte de Europa, que nos impiden el volver a ser nabarros, atrapándonos así en su rueda imperialista y colonialista de personalidad totalitaria o incluso fascista.

Esta herramienta ideológica que debe y puede facilitar la unidad necesaria con la que alcanzar finalmente nuestro noble y pacífico objetivo independentista, solo puede basarse en una política propia, incuestionablemente soberana para no dar concesión alguna a nuestros actuales enemigos, sin olvidarnos de buscar dentro de la obligada unidad, la cohesión de todos los diferentes planteamientos Estatales que poseemos a día de hoy, sin cerrar puertas a teorías aparentemente contradictorias y que realmente son complementarias, aparcando para ello nuestras tendencias sociopolíticas, bien sean de izquierdas, de centro o de derechas, ya que estos son objetivos realmente secundarios en la actualidad para los vasco(ne)s. Por ello hay que limar nuestras diferencias para así poder alcanzar la fuerza necesaria con la que recuperar nuestra libertad.

Para concluir, afirmar que lo ocurrido en las proximidades de Orreaga en el año 778, debe y tiene la obligación de ser un referente imprescindible para todos nosotros. Un ejemplo que estamos necesitados e incluso obligados a seguir, pues al dejar al lado nuestras diferencias sociopolíticas podremos alcanzar esa unidad en torno al objetivo común que compartimos, algo que ya hicieron los vascones independientes o nabarros aquel 15 de agosto, sin conocer, saber o imaginarse si quiera, la trascendencia histórico-política de su acto valeroso, autónomo y libertario, el cual solo puede ser considero como el día de la libertad del Pueblo, de la Nación nabarra.

NABARRAKO ERESERKIA

Nabarra, reflexiones de un Patriota

Reflexiones de un Patriota by Iñigo Saldise Alda
ASKATASUNA = Baskoinak x Nafar Paradigma

"PRO LIBERTATE PATRIA GENS LIBERA STATE"

"Aberri askearen alde jende librea jaiki"

"De pie la gente libre a favor de la libertad de la patria"

Navarre shall be the wonder of the world

by WILLIAM SHAKESPEARE

EUSKARA-LINGUA NAVARRORUM

EUSKARA-LINGUA NAVARRORUM

©NABARTZALE BILDUMA 2011

©NABARTZALE BILDUMA 2011