SOBERANÍA DE NAVARRA by Nabartzale bilduma. Este es el correo para escritos, artículos, comentarios y sugerencias. Los artículos, escritos y comentarios deben estar debidamente firmados por su autor o autora en formato Word. Solo se publicaran aquellos escritos que estén realizados desde la independencia y soberanía de su autor o autora siguiendo los criterios editoriales de los miembros de NABARRAKO BURUJABETASUN-SOBERANÍA DE NAVARRA. nabartzale@gmail.com

2012/07/29

Añoranza por los años, los días y las horas del Reino perdido

Añoranza por los años, los días y las horas del Reino perdido
Arantzazu Amezaga, bibliotecaria y escritora

Hace quinientos años, el reino de Nabarra conoció una invasión que desbarató sus defensas, desmochó sus castillos, despojó de derecho y honor a su monarquía legítima y, dividiéndolo en dos, enajenó su soberanía. El conquistador no le arrebató sus Fueros ni se ocupó de reemplazar unas instituciones que durante ochocientos años lo rigieron, desde el momento triunfal de los vascones sobre Carlomagno. No hacía falta. Al restarle independencia, lo demás quedaba inerte, como roble quebrantado, sin humedad suficiente para sus raíces. No crece lo debido.

Hace quinientos años, ciento ochenta y dos mil quinientos días, un ejército comandado por el Duque de Alba con 20.000 hombres a su espalda, irrumpió por el verde camino de la montañosa Goizueta y transcurrió por la amplia vereda del barranco de la Burunda, con sus hombres entrenados en las guerras de Italia y Granada, con sus cañones y su disposición militar.

Por encima planeaba la sombra depredadora de Fernando de Aragón, con su irreductible afán de apretar el poder peninsular en su guantelete de hierro, amigo del papa de Roma, a quien ayudaba en sus contiendas militares, en la otra península europea. La bula de herejía contra los reyes legítimos de Nabarra, importa poco quién la escribió o cuándo se emitió: estaba redactada en el momento mismo del diseño de un estado centralista, fundamentado en la cruzada religiosa, en el que la felicidad pública jamás contó, y en el que nunca nadie calculó la muerte de sus soldados, menos el sufrimiento de las poblaciones. No importaba la matanza, ni tan siquiera interesaba el fin, solo contaban los medios para obtener la riqueza y el poder. A la salvaje expoliación se le cubrió con un formato religioso protocolar.

Hace quinientos años, ciento ochenta y dos mil quinientos días, con todas las horas y minutos y segundos de sus fríos inviernos y dulces primaveras, calientes estíos y dorados otoños, este maravilloso reino de Nabarra, uno de los primeros y más ricos de Europa, dueño del mar y sus puertos, es decir del comercio, cuando contaba entre sus estados a Bizkaia y Gipuzkoa, a caballo entre los Pirineos, no como barrera, sino como camino civilizador, dejó de existir por la fuerza brutal de los timbales de la guerra, el estruendo de la pólvora artillera y el tajante filo de las espadas, empujado todo eso por el tufo maléfico del ánimo conquistador.

En estos días, recordando el reino perdido, mirando el cielo azul del verano, contemplando el largo atardecer, queda rememorar cómo lo hizo la última reina propietaria de las dos Nabarras, Catalina, que realizando el vademécum de su estado, replegada al norte del mismo, donde iniciarían ella y su dinastía una dura aunque ineficaz réplica de doce años de recuperación de la invasión, exclamó: "Mis estados llegaban por parte del mar de Occidente y desde Fuenterrabía al mar del mediodía, y confines del Estado de Rosellón, están pegantes a los reinos de Castilla y Aragón, conteniendo los montes Pirineos..."

Hace quinientos años, ciento ochenta y dos mil quinientos días, 4 millones y 380 mil horas, perdimos por la fuerza militar, la genial realización política del espíritu vasco, en frase de Manuel Irujo. Pero no pudieron despojarnos de la memoria y, por eso, a la invasión agraviante anteponemos la esperanza, invocando el antiguo decir vasco: Milla verte urte igaratoa ura bera bidean/ Aunque pasen dos mil años… va el agua por su camino. Es decir, seguimos en el trabajo de la reclamación y recuperación. No hemos sido vencidos.

http://www.noticiasdenavarra.com/2012/07/29/ocio-y-cultura/cultura/anoranza-por-los-anos-los-dias-y-las-horas-del-reino-perdido

NABARRAKO ERESERKIA

Nabarra, reflexiones de un Patriota

Reflexiones de un Patriota by Iñigo Saldise Alda
ASKATASUNA = Baskoinak x Nafar Paradigma

"PRO LIBERTATE PATRIA GENS LIBERA STATE"

"Aberri askearen alde jende librea jaiki"

"De pie la gente libre a favor de la libertad de la patria"

Navarre shall be the wonder of the world

by WILLIAM SHAKESPEARE

EUSKARA-LINGUA NAVARRORUM

EUSKARA-LINGUA NAVARRORUM

©NABARTZALE BILDUMA 2011

©NABARTZALE BILDUMA 2011